#Conócelos: Jordi Molins

By 30. October 2014Sin categoría @eu

Jordi Molins se licenció en 2012 en Derecho y en ADE por la UAB y obtuvo el Máster Oficial en Historia por la misma universidad en 2013. Fue becario de la Facultad de Derecho desde 2011 hasta 2014, colaborando en áreas como Derechos Humanos e Historia del Derecho. Además, formó parte del equipo fundador de la asociación Alumni ADE+Dret de la UAB. Profesionalmente, ha trabajado en consultoría de empresas y entidades culturales.

Jordi Molins, participante ExE 2014-2016

  

     1. ¿Por qué decidiste hacer el Programa ExE?

Decidí hacer el Programa ExE porque buscaba un proyecto de máxima exigencia y crecimiento tanto profesional como personal al que me sintiera plenamente comprometido por sus objetivos y valores
 
     2. ¿Qué te hace pensar que el cambio educativo es posible?

Antes de empezar, confieso que quizás eran más las ganas de creer que un convencimiento real. Ahora mismo, aunque lleve pocos meses en el Programa, he comprobado que el cambio educativo es posible si se cree en él y se trabaja para conseguirlo.
 
     3. Hasta ahora, ¿cuál ha sido tu mayor reto como participante?
 
En mi caso, el mayor reto ha sido empezar desde cero en un mundo al que era totalmente ajeno. Esto ha supuesto un cambio radical en mi forma de pensar y trabajar.
 
     4. ¿Cuál crees que será tu mayor reto en el próximo año?
 
Viendo la situación de muchos de mis alumnos, el mayor reto no puede ser otro que conseguir ayudarles desde el minuto uno. Quiero cambiar las expectativas que mis alumnos tienen para ellos mismos.
 
     5. Cuéntanos un éxito que hayas conseguido desde que empezaste el Programa ExE
 
Durante la Escuela de Verano tuve una alumna que mostraba nula disposición a aprender y tenía una autoestima muy baja. Con mis compañeros Marta y Egoitz insistimos mucho en intentar que confiara en sus posibilidades tanto académicas como personales. Personalmente, fue un éxito cuando en septiembre nos escribió diciendo que había conseguido aprobar y nos agradecía que le hubiésemos dado ese apoyo.
 
     6. ¿Qué o quién resulta imprescindible en tu día a día como participante?
 
Es difícil quedarme con un solo qué o quién pero respondería que el resto de participantes que están en el aula así como los excelentes profesores de mi centro son cruciales en este proyecto. El día a día en el aula es apasionante pero en ocasiones resulta frustrante y la reacción natural es bajar los brazos. Sin embargo, la fe y la entrega incesante de mis compañeros hacen que uno rápidamente recupere la energía necesaria para estar al 100% el día siguiente.
 
     7. ¿Qué quieres para tus alumnos en 5 años?
 
Resumiendo mucho, mi objetivo es que todos mis alumnos puedan decidir qué quieren hacer en su vida, sin prejuzgar una opción u otra, simplemente que dispongan de la libertad para elegir su camino.
 
     8. ¿Qué crees que aportas tú al Programa ExE?
 
No sé si soy la persona más indicada para responder esta pregunta, pero me atrevería a decir que si algo me caracteriza es la confianza plena en el potencial de todos y cada uno de los alumnos. Estoy completamente convencido que todos chicos y chicas pueden alcanzar sus objetivos, pero hay que ayudarles y dotarles de las mismas oportunidades que otros jóvenes de entornos más favorables sí tienen.
 

     9. ¿Qué le dirías a alguien que se está planteando entrar en el Programa?
 
Lo mismo que digo a mis alumnos…que se pregunte con sinceridad qué quiere para su vida. Si se responde que quiere dedicar por lo menos los próximos dos años a trabajar con mucha intensidad para combatir la desigualdad educativa en entornos vulnerables, sin duda tiene que registrase al proceso de selección. Es duro, pero merece la pena en muchos sentidos.

 
     10. ¿Crees que el Programa te está cambiado? ¿En qué sentido? ¿Cómo se transforma eso en tu aula? ¿Y en tu vida?
 
Creo que el Programa ExE ha convertido mi deseo de poder mejorar la sociedad en el convencimiento de que es posible. Esto te da la energía necesaria para acostarse tarde y levantarse temprano. El Programa ExE te ayuda a no rendirte, al igual que intentamos hacer todos los participantes en nuestras aulas con nuestros alumnos. En este sentido, creo que el compromiso que todos los participantes teníamos antes de empezar se ha reforzado y ampliado de tal forma que inevitablemente supera la vertiente estrictamente profesional y va mucho más allá de los dos años de Programa.