Sí, yo soy un agente del cambio

By 6. December 2013Sin categoría @eu

Sentado ante una hoja de Word en blanco, con la versión de ‘Last tango in París’ de Gato Barbieri sonando de fondo, echo la vista atrás, concretamente a febrero de 2012, cuando por primera vez oía hablar de Empieza por Educar y de tres palabras que desde el pasado fin de semana cobran para mí una nueva dimensión. Han pasado diecisiete meses desde que empezara la aventura de la docencia con una perspectiva muy clara sobre mi futuro: voy a ser un ‘agente del cambio’. Pero, “¿cómo?” me he preguntado durante todo este tiempo.

El 30 de noviembre de 2013 marca un antes y un después en mi visión gracias al taller impartido por Margit Takács –Giti–, Associate Director – Senior Change Management Consultant en Deutsche Post DHL. Efectividad, eficacia y eficiencia definen su ponencia. A ello hay que sumar la predisposición y las intervenciones de mis compañeros de la segunda promoción, que aportaron el valor añadido que supone acercarse a nuestro día a día en el aula. El taller duró ocho horas que se nos pasaron volando y en las que aprendimos muchísimo.

Con la sierra de la Collserola de telón de fondo, a las 10 h de la mañana Giti nos recibía con un post-it en la mesa. “Un post-it. Qué raro tratándose de una formación de Empieza por Educar”, ironizaba con mis compañeras de asiento. En él debíamos escribir qué esperábamos de la sesión. Tres preguntas: ¿Qué es la gestión del cambio?, ¿Por qué nos resistimos a cambiar? y ¿Cómo involucramos al resto del equipo en el proceso de cambio? surgían como respuesta. Y tras el taller, la siguiente batería de herramientas trataba de despejar las incógnitas.

¿Qué es la gestión del cambio?

En primer lugar resulta necesaria una definición de gestión del cambio, que no es otra cosa que el proceso, las herramientas y las técnicas para gestionar la transición hacia una nueva realidad, intentando que las personas involucradas sean capaces y deseen trabajar en el nuevo contexto definido y se consigan los resultados esperados. Y nadie mejor que John Kotter, teórico y profesor de la Harvard Business School, para definir los ocho pasos del proceso hacia ese cambio (“Leading Change”, 1995).

Pirámide de Kotter

Con estos ocho pasos queda demostrado que existe un patrón común para afrontar cualquier cambio.

¿Cómo puedo gestionar el cambio?

La clave de una gestión del cambio eficaz reside en ayudar a la gente a pasar del malestar al descubrimiento de la forma más rápida y menos dolorosa posible. Esta vez Guiti nos presentaba el ciclo emocional del cambio propuesto por Kübler-Ross. “Sólo entendiendo nuestra respuesta emocional a los cambios podremos crecer, y a la vez ayudar a nuestros colaboradores”.

Ciclo emocional del cambio

Crear necesidad, involucrar, apoyar y, por último, trabajar en equipo. He aquí las claves de la gestión del cambio.

¿Cómo motivar el cambio?

 ¿Qué?, ¿por qué?, ¿dónde?, te necesito. Estas son las cuatro premisas que debemos trabajar a la hora de convencer al resto de nuestro equipo de que un cambio es necesario. Pero, ¿cómo ponerlo en práctica? Con muchas comunicación. Y una de las herramientas propuestas por Giti es el conocido como ‘Elevator Pitch’. La idea surge a partir de un escenario hipotético: cómo vender nuestra idea a un posible colaborador si nos lo encontramos en un ascensor. Debemos ser directos, concretos, trasmitir pasión, despertar la curiosidad e invitar a pasar a la acción. Todo ello en menos de 3 minutos. Un consejo: antes hay que ensayar.

Elevator pitchAl acabar la jornada, todos los asistentes recibimos, a modo de regalo de Deutsche Post DHL, el libro “Our iceberg is melting” (efectivamente, de Kotter) que ilustra mediante un cuento los ocho pasos en la gestión del cambio. Son fantásticos, nuestros amigos de Deutsche Post DHL.

A modo de conclusión, piensa en cualquier cambio que quieras aplicar en tu día a día y aplica las tres herramientas expuestas. Verás cómo de verdad funciona.

— Benjamín

6,883 Comments